¡Todos al parque! beneficios físicos y psicológicos de jugar al aire libre

¡Todos al parque! beneficios físicos y psicológicos de jugar al aire libre

Después de un invierno largo y de pasar más tiempo del debido en casa, por fin llegó el momento de ir al parque. Si ésta no es una de tus prioridades, te contaremos por qué nos parece importante y beneficioso para los niños y niñas desde el punto de vista físico y psicológico.

Ya no hay escusas, ¡por fin ha llegado la primavera y el buen tiempo!. Muchos de nosotros y nosotras esperamos impacientes la llegada de estos días; buen tiempo, solecito, más horas de luz… la mayoría corremos al parque para aprovechar estos días, pero hay otras personas que no lo hacen. Los motivos de no hacerlo son variados y la mayoría injustificados;  pereza, falta de costumbre, resistencias para socializar con otras personas,  incapacidad de sacar un hueco libre, o porque sus hijos o hijas se resisten a ello.

A continuación os contamos algunas de las razones de por qué consideramos que es importante y beneficioso para un niño o niña ir al parque o jugar al aire libre:

  1. Re-descubren que es más divertido jugar al aire libre que detrás de una pantalla, ya sea de TV, móvil, tablet, play, etc. En consulta vemos con frecuencia que el tiempo de ocio en invierno se dedica a pasarlo detrás de una pantalla, con los perjuicios que esto supone para un niño: dependencia, satisfacción inmediata, poca o ninguna socialización, ect.
  2. Hacen ejercicio físico al aire libre (previene la obesidad y otras enfermedades): hay mucho más espacio para saltar, correr y por tanto se cansan físicamente más, lo que favorece el mejor desarrollo físico y posterior descanso del niño o niña.
  3. Eliminan la fatiga mental y el embotamiento: el parque y el aire libre libera la mente. No hay nada mejor que salir de casa y dar un paseo para reciclar nuestros pensamientos y coger la energía suficiente para continuar con el día. Este reciclaje mental ayuda a la concentración posterior en caso de que luego tengan que estudiar. Lo que no se debe es pasar del colegio a las clases extraescolares en donde se siga estudiando o se necesita un esfuerzo mental y después volver a casa para estudiar o hacer los deberes, la mente necesita reciclarse.
  4. Favorece la creatividad. Los niños y niñas inventan juegos, se las ingenian para crear múltiples opciones con palitos, arena y piedras. Esto que parece simple a la vista de un adulto en realidad están entrenando para el futuro la flexibilidad , la apertura de mente para buscar alternativas y formas de usos diferentes de los diferentes elementos.
  5. Favorece la autonomía, independencia y la autoconfianza. Ayuda a que los niños se separen de sus padres por un tiempo, se prueben a sí mismos superando pequeños retos sin la hiper-vigilancia de sus padres y aprenden a valerse por sí mismos y esto les da más confianza y por tanto tendrán una mejor autoestima.
  6. Entrenan habilidades sociales. El parque es un entorno perfecto para que los niños aprendan y entrenen las diferentes habilidades sociales bajo nuestra supervisión, donde podamos corregirles, ayudarles y animarles a potenciarlas. Por ejemplo a hacer nuevos y nuevas amigas, saber decir que no, hacer o rechazar una petición, comunicarse asertivamente, etc.
  7. Gestionar emociones. El parque también es un campo abierto para el descontrol emocional de los niños/as (y de muchos padres y madres), donde hay lloros, rabietas, enfados, alegrías, frustraciones, miedos, etc. Por tanto, es un terreno donde podemos ayudar a nuestros pequeños a gestionar todas esas emociones que les pueden desbordar en un momento dado.
  8. Interiorizar normas y límites. Qué duda cabe que es un reto para muchos padres ir al parque y que esto puede ser uno de los motivos para evitar ir, pero si lo vemos desde el punto de vista de ayudar a un niño o niña a interiorizar normas como ‘no pegar’, ‘decir las cosas sin agresividad’, el parque es un gran aliado, aunque tendremos que armarnos de paciencia para conseguirlo.

¡Esperamos que este post os ayude a decidiros a ir al parque de manera habitual y disfrutar de sus beneficios!

Estamos a tu disposición en Educare:

C/ Málaga, 5 (Pinto)

91 6925688